sábado, 29 de septiembre de 2012

JEROME VALBUENA


MENSAJERO DEL SILENCIO…

Fotografías, dibujos, pinturas y esculturas de Jerome Valbuena dejan un mensaje que hace eco en el alma de quien observa. Pues rescatan la cultura, los valores y las raíces nativas latinoamericanas con imágenes ancestrales, mágicas, místicas y sagradas.

Sus obras muestran un presente que mezcla la creatividad y la originalidad con lo urbano, lo contemporáneo, lo cotidiano y lo poético de las calles de grandes ciudades como Nueva York. El trasfondo: crítico y ecológico. Este singular artista nos invita a hacer un cambio de pensamiento con sus esculturas Los Kamis; mensajeros del silencio, son árboles con máscaras de oxigeno hechas de papel reciclado que muestran su dolor y que piden ser salvados de la muerte en la jungla de cemento.

Conocí a Jerome en un evento en NY. Personalmente me impactó cuando dijo que en la época en que estudiaba artes plásticas en la Universidad Nacional de Bogotá, daba clases de arte a los niños de la calle, quienes eran cuidados por una institución del gobierno. Él diseñó una técnica para que ellos hicieran objetos de arte que pudieran vender y generar así ingresos. La experiencia fue excelente, tanto que la implementaron en un barrio marginal donde dio clases de cerámica a más de 300 niños y a un grupo de artesanos. Mi admiración por sus obras me llevó a indagar sobre la historia de este extraordinario hombre, dueño de una gran sensibilidad ante toda manifestación de vida.

Jerome heredó el amor por el arte y la docencia de su padre; un profesor que en las tardes libres pintaba paisajes y que le daba un lienzo y lo motivaba a pintar. Siempre acompañados de su madre, una mujer llena de amor, dulzura y alegría. De ellos recibió  su aprecio por el arte y la cultura, bases fuertes que lo han colocado en los niveles más altos como artista.

Sus obras se han exhibido en importantes países del mundo, tales como Colombia, Hungría, Grecia, Rumania, Francia, Polonia, y en las ciudades de Miami y New York, en los Estados Unidos, sumando a 46 sus exposiciones.

Fue NY la ciudad en la que vivió por varios años y a la que dedicó su más reciente obra: Las ciudades invisibles, tomando como inspiración el arte de las calles, mezclando lo real de lo cotidiano con su sensibilidad, su forma de ver el mundo, su utopía, su creatividad y su inspiración.

Este gran pintor y escultor es un hombre de gran sensibilidad, ha compartido la mesa con el presidente de Colombia, con multimillonarios y con artistas alrededor del mundo. Y de igual forma, disfruta el descubrir nuestras raíces cuando comparte su tiempo con humildes campesinos de lugares apartados de la ciudad.

“El arte requiere de sensibilidad, creatividad, fuerza y tenacidad. Aunque no te reconozcan, debes seguir creando. A veces el precio es la soledad; tuve que dejar a mi familia por mis estudios y trabajos. Es difícil mantener una vida social cuando se pasan muchas horas y días en un taller. Además, no hay ningún tipo de apoyo económico para los artistas. Mi meta es vivir del arte y para el arte” dice Jerome. Su gran lección de vida: Perseverar. No permitirse pensar en renunciar o vulnerar su voluntad.

En los EEUU cumplió su sueño: Exponer en Miami y en NY. Y ahora como maestro de artes, motiva y apoya a sus alumnos. Pues hay familias que desaniman a los artistas por el temor de que ellos no puedan vivir del arte.

Valbuena vive actualmente en Bogotá y es maestro de Bellas artes en la Universidad a la que un día asistió.
Por Nora Elena Vinasco
Directora Ejecutiva Editorial / Mireya Posada
LATINO SHOW MAGAZINE
http://www.thelatinoshowny.com/


2 comentarios:

YEROME dijo...

Mireya, gracias por este espacio para el arte y los artistas...este es el apoyo y la divulgación que necesitamos para que nuestro trabajo y lo que queremos decir con el, llegue finalmente a donde debe llegar...el mensaje del silencio se va volviendo una voz que retumba por todo el planeta!!!! Gracias a ti y a Nora por la entrevista, exitos con la Revista, se ve de mucha factura y de calidad cada artículo que publican. Un abrazo fuerte para las dos.

Mireya Posada dijo...

Gracias a ti Jerome por contribuir a que el arte siga siendo un mensaje de inspiración y conexión entre los seres humanos y nuestra naturaleza. Me siento totalmente complacida y honrada de tenerte en la revista. Un fuerte abrazo, sigue adelante!!...Mireya Posada.